7 de agosto de 2022

La Secretaria de la Función Pública, Dra. Irma Eréndira Sandoval Ballesteros, celebra que la Cámara de Diputados aprobara la Ley Federal de Austeridad Republicana, pues representa un factor clave para acabar con los derroches, erradicar la corrupción y la impunidad, así como para recuperar los recursos que, de origen, le corresponden a la sociedad a fin ampliar sus derechos fundamentales.

Expresa que el avance en el Poder Legislativo de esta norma representa una contundente señal de la firmeza con la que camina la Cuarta Transformación de la vida pública del país.

En ese sentido, la Secretaria Sandoval Ballesteros externa un reconocimiento al intenso diálogo y trabajo legislativo de la Cámara de Diputados, y de los presidentes de la Junta de Coordinación Política, diputado Mario Delgado Carrillo, y de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública, diputado Alfonso Ramírez Cuéllar.

Menos gasto burocrático y mayores derechos sociales

La relevancia de la Ley, que pasará a la Cámara de Senadores, radica en que considera a la austeridad de Estado como un modo de vida democrático sustentado en el interés general y en la entrega al cumplimiento del mandato popular.

Aunado a ello, recoge lo mejor de la historia de nuestro país y se aleja de la aplicación de la austeridad neoliberal que afecta los derechos sociales. Con ello, se busca adelgazar el gasto burocrático del gobierno, los gastos innecesarios y onerosos, pero que se respeten y aumenten los derechos sociales de toda la población en el marco del principio de progresividad.

Al respecto, el gobierno austero es aquél que no malgasta en cuestiones superficiales y vanas el dinero público, sino que destina la mayor parte de sus recursos a los propósitos reales de desarrollo y justicia social.

Para dichos propósitos, se contempla que la Secretaría de la Función Pública será la guardiana de los principios de austeridad republicana, al ser responsable de vigilar el cumplimiento de esta Ley en la Administración Pública Federal.

La Ley Federal de Austeridad Republicana fortalece medidas previas

El Gobierno de México ya ha tomado varias medidas: a partir del 1º de enero de 2019 entró en vigor el nuevo tabulador de sueldos y salarios de los servidores públicos, con lo que se establece que ningún servidor público puede recibir una remuneración mayor a la establecida para el Presidente de la República.

Además, con la eliminación de seguros financieros con los que contaban trabajadores del gobierno federal, se han ahorrado 5 mil millones de pesos.

Con la política de austeridad que esta ley fomenta, se busca que el Estado mexicano deje de estar al servicio de una minoría y represente a todos los mexicanos.

La Secretaría de la Función Pública, encabezada por la Dra. Irma Eréndira Sandoval Ballesteros, reitera su compromiso de hacer realidad la Cuarta Transformación de México, mediante un gobierno austero, honesto y profesional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.