17 de julio de 2024

En búsqueda del triángulo de la sostenibilidad: PUE, CUE y WUE

La eficiencia energética es un factor crítico en las operaciones de centros de datos, ya que estos consumen entre el 1% y el 3% de la energía mundial.

La eficiencia energética es un factor crítico en las operaciones de un data center, ya que su consumo energético es entre el 1 % y el 3 % de la energía mundial y, de acuerdo con los datos de Green IT, representan el 0,5 % de las emisiones de CO2. Esto ha hecho que Indicadores como la efectividad del uso de la energía (PUE), la efectividad del uso del carbono (CUE) y la efectividad del uso del agua (WUE) se hayan convertido en el triángulo de la sostenibilidad del centro de datos de Latinoamérica y estas son las razones:

 

La PUE, uno de los indicadores que buscan de la eficiencia energética

 

La PUE es uno de los indicadores de eficiencia energética más utilizados; mide el total de energía consumida en un centro de datos y la compara con la energía consumida para alimentar el equipo informático (la energía utilizada de forma efectiva para operar las máquinas). Entre más cerca esté la PUE de 1, mayor será la eficiencia del centro de datos.

 

Un informe de BNamericas indica que, de acuerdo con el Laboratorio Nacional de Energía Renovable (NREL) de Estados Unidos, los centros de datos tienen una PUE general promedio de 1,8, pero la infraestructura enfocada en la eficiencia suele alcanzar valores PUE de 1,2 o menos.

 

A este respecto, muchas compañías tecnológicas en Latinoamérica están tratando de mejorar su PUE a través de medidas como la virtualización de los servidores, la implementación de sistemas de enfriamiento más eficientes y el uso de energía renovable, o a través de una unidad de respaldo de energía. Por ejemplo, en Equinix, el promedio global anual de la PUE del grupo en 2020, bajó a 1,51, en comparación con el 1,61 de 2015. En Ascenty, la PUE promedio actual de sus 19 centros de datos en Latinoamérica, es de 1,48.

 

En Vertiv, contamos con la unidad de suministro ininterrumpido de energía Vertiv™ Liebert® EXL™ S1, la cual se distingue por ofrecer una excelente eficiencia operativa, una sólida protección del suministro eléctrico y una conectividad inteligente que optimiza el rendimiento a carga parcial y aumenta los ahorros de costos.

 

Además, existen soluciones de energía de CD que integran la energía renovable para mejorar la eficiencia en las redes de tecnología de información y comunicaciones (ICT), tales como el Vertiv™ NetSure™ 5100 híbrido -una solución de energía de CD totalmente integrada con rectificadores, inversores solares y un controlador inteligente- y el estante de inversores solares Vertiv™ NetSure™ -una solución compacta de -48 VCD que puede agregarse fácilmente a una planta de energía de CD existente de cualquier fabricante-.

 

La CUE, la evaluación de las emisiones de carbono

La CUE es un indicador de la cantidad de dióxido de carbono emitido por un centro de datos por unidad de energía consumida. Entre más baja sea la CUE, mayor será la eficiencia del centro de datos, desde una perspectiva de emisiones de carbono. El valor ideal es de 0,0 kg CO por kWh.

 

En términos generales, el informe de Cushman & Wakefield, Energy, Water, Carbon: A new Trinity for measuring Data Center Sustainability -analizado por Vertiv-, muestra que los centros de datos representan hasta el 3,7 % de las emisiones de carbono globales, por encima de la industria naviera (casi el 3 %) y el sector aéreo global (2,5 %).

 

En una búsqueda por reducir su huella de carbono, el informe de Vertiv, La preparación para un futuro libre de carbono, muestra que los operadores de centros de datos están cada vez más interesados en invertir en sistemas de potencia capaces de alcanzar índices de utilización cercanos al 100 % y eficiencias de hasta el 99 %, con el fin de maximizar la capacidad disponible y minimizar las pérdidas energéticas.

 

La WUE, el uso responsable del agua

 

La WUE es un indicador relativamente nuevo que mide la cantidad de agua necesitada por un centro de datos por unidad de energía consumida. Entre más baja sea la WUE, mayor será la eficiencia del centro de datos, desde una perspectiva de consumo de agua.

 

De acuerdo con DatacenterDynamics, reducir el consumo de agua es un objetivo deseable para los centros de datos que implementan enfriamiento evaporativo (o adiabático), tanto por razones de sostenibilidad como por normativas locales.

 

En Vertiv, las tecnologías efectivas incluyen la solución empaquetada de free-cooling Vertiv™ Liebert® DSE, un sistema de gerenciamiento térmico que no consume agua, reduce los costos y aumenta las horas de economización. Además, cada sistema ahorra aproximadamente 6,75 millones de galones de agua al año.

 

 

Este triángulo de medición de la sostenibilidad (la PUE, la CUE y la WUE) ayuda a las compañías a identificar las oportunidades de mejora en sus operaciones, reducir los costos operativos y fomentar la sostenibilidad.

 

Sin embargo, mejorar la eficiencia energética y el uso de recursos sostenibles en el centro de datos supone varios desafíos. La constante demanda de aplicaciones con un uso intensivo de datos se está centrando, cada vez más la atención, en la necesidad de usar recursos sostenibles y energéticamente eficientes en los centros de datos. Existen distintas recomendaciones y soluciones para el ahorro energético en cada centro de datos, y así satisfacer sus objetivos de eficiencia particulares.

 

Conozca más sobre los esfuerzos de Vertiv para apoyar a las compañías en el uso de tecnologías comprobadas que les permitan avanzar hacia un futuro sostenible y reducir la dependencia de las fuentes de energía a base de carbono aquí.

Deja una respuesta