17 de julio de 2024

Población susceptible reduce riesgo de complicaciones por influenza con transformación de hábitos y vacunación; afirman especialistas

La categoría “influenza y neumonía” ocupó la novena posición de decesos con más de 33 mil casos en el 2022.

Ciudad de México a 21 de noviembre de 2023.- De acuerdo con especialistas en neumología y medicina crítica de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL), así como médicos de Laboratorios Silanes, coinciden en que la transformación de hábitos saludables y la vacunación contra la influenza es una estrategia efectiva para disminuir complicaciones  en los pacientes mexicanos por dicho virus, especialmente en aquellos susceptibles como los menores de 5 años y mayores a 65, además de mujeres embarazadas y personas con enfermedades crónicas pulmonares, cardiometabólicas, cáncer, VIH y sida, entre otras.

 

“La influenza no se lleva bien con cierto grupo de pacientes, pues puede generar complicaciones en dicho segmento de la población que derivan en neumonía, bronquitis e incluso estado inflamatorio del cuerpo; lo que se traduce en que se ponga en peligro la vida de las personas.

 

“De ninguna manera hay que subestimar a la influenza. Aunado a la vacunación para todos los grupos de edad, es recomendable que las personas susceptibles consideren la posibilidad de vacunarse, además de adoptar tres pilares fundamentales: adecuada alimentación, descanso reparador y ejercicio; debido a que, dichos hábitos fortalecerán a su sistema inmunológico permitiéndole defenderse de infecciones respiratorias e incluso de otras anormalidades”, puntualizó el Dr. Julio González Aguirre, profesor de Neumología y Terapia Intensiva en la UANL.

 

De acuerdo con las Estadísticas de Defunciones Registradas (EDR) 2022 emitidas en el mes anterior por parte del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), de los 847 mil 716 decesos registrados, la categoría “influenza y neumonía” ocupó la novena posición con 33 mil 049 casos; siendo la neumonía la enfermedad que representó el 98.7% de los fallecimientos. Adicionalmente, dicha categoría fue la cuarta causa de muerte en niños menores de 5 años[1].

 

Signos de alerta para acudir al médico 

La influenza es una infección viral que afecta principalmente a la nariz, garganta, oídos y ocasionalmente bronquios y pulmones. Se caracteriza por la aparición súbita de fiebre alta, entre 38 y 39 grados, dolores musculares, tos seca, dolor de garganta y escurrimiento nasal[2].

 

Por lo tanto, ante cualquier sintomatología es importante concientizar a la población a acudir con su médico para realizar el diagnóstico oportuno para llevar a cabo estrategias terapéuticas pertinentes.

 

“La influenza, incluso post pandemia por COVID-19 no ha cambiado en la forma de transmitirse, siempre se ha contagiado por la vía respiratoria. Así bien, los humanos como especie debemos de sentirnos orgullosos por contar con procesos de vacunación que nos favorecen y además por el diseño de fármacos como el baloxavir marboxil, que fue elaborado específicamente para inhibir ciertas fases de la replicación viral tanto de la influenza A como la B”, afirmó el Dr. González Aguirre quien también es especialista en neumología y medicina crítica por parte del Hospital Universitario “Dr. José E. González” de Monterrey, Nuevo León.

 

Hoy en día existen fármacos bajo prescripción médica para el tratamiento de la influenza como el baloxavir marboxil, que se encuentra dentro de las guías internacionales de tratamiento en más de 50 países, incluido México. Entre ellos destaca Estados Unidos con la autorización por parte de la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés), así como del continente europeo por parte de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA, por sus siglas en inglés).

 

“Después de dos años, en Silanes nos sentimos complacidos por haber hecho posible la incursión de baloxavir marboxil al país, potente y primer antiviral autorizado a nivel mundial para tratar con una sola dosis la influenza, el cual inhibe la replicación del virus, lo que significa una ayuda adicional para los médicos en beneficio de sus pacientes para seguir haciendo de la vida una historia saludable.

 

“Con una sola dosis se rompe el ciclo de replicación del virus de la influenza, reduciendo la carga viral desde las primeras 24 horas con la mejoría y alivio de los síntomas, el cual está indicado para pacientes mayores de 12 años y en la profilaxis, es decir, en la acción preventiva de la aparición de la enfermedad si se sospecha de contraer el virus por exposición”, indicó la doctora Janette Marcano, gerente médico de la Unidad Respiratoria de Laboratorios Silanes.

 

La influenza se propaga a través de sus tipos A, B, C y D, sin embargo, los causantes de las epidemias estacionales son los virus gripales A y B, de acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud (OPS)[3].

 

Cabe mencionar que en la actual temporada de influenza estacional, que comenzó en el país a inicios de octubre y finalizará a mediados de mayo del próximo año, se han confirmado mil 346 casos positivos, de estos predomina el contagio de la influenza A de subtipo H1N1 y la influenza B[4]. El comportamiento de la curva epidemiológica al inicio de esta temporada con datos preliminares presenta una tendencia al descenso, pues no ha superado el inicio de la curva epidemiológica de la temporada 2022-2023[5].

 

Poner en práctica medidas preventivas

La población habrá de poner en práctica medidas preventivas para reducir el impacto en su salud respiratoria en esta temporada de influenza estacional, como son: la vacunación oportuna, lavarse y secarse las manos, cubrirse nariz y boca al estornudar, usar cubrebocas en espacios aglomerados; si hay presencia de malestar, los médicos recomiendan quedarse en casa, además de reducir o evitar el contacto con personas enfermas, por mencionar las más importantes.

 

“Ahora con la vacunación tetravalente que brinda protección para dos virus de influenza A y dos de la B, podemos estar más protegidos y veremos cómo se comporta el virus en esta temporada que recién empieza. La circulación de los virus de influenza desde enero hasta la fecha no ha sido especialmente alta; sin embargo, vamos a ver si se comporta como la temporada de otoño 2022 que fue especialmente alta, como consecuencia del rebote compensatorio, ante la ausencia del virus en las temporadas de 2020 y 2021 como consecuencia de la circulación de COVID-19”, concluyó el Dr. Julio González Aguirre, también especialista en medicina interna.

Deja una respuesta