mar. Ago 20th, 2019

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) exhorta a sus derechohabientes a tomar precauciones ante el incremento en el consumo de pescados y mariscos por la temporada de Cuaresma, y adquirirlos en comercios que cumplan con las medidas sanitarias necesarias para su conservación, afirmó la nutrióloga María Cristina Sánchez Rodríguez.

 

La coordinadora de Programas de Nutrición, de la División de Promoción a la Salud en el Primer Nivel de Atención, indicó que es necesario verificar que los productos del mar estén frescos, con ojos brillosos y trasparentes, las escamas adheridas a la piel y sin olor a amoniaco, para evitar intoxicaciones y malestar estomacal.

Además, recomendó comprar los alimentos el mismo día que serán preparados y de preferencia, consumirlos completamente cocinados, al horno, al vapor o asados, y evitar la ingesta de pescados o mariscos crudos ya que pudieran incrementar la posibilidad de enfermarse.

 

Aseguró que la ingesta de pescado es buena para la salud, por su alto contenido de proteínas, vitaminas y minerales que el organismo necesita en cantidad y proporción adecuadas.

 

Detalló que el pescado contiene grasas saludables como el Omega 3; es rico en vitaminas A, D, E, B1, B2, B3, B12 y posee una amplia variedad de minerales como calcio, fósforo, hierro, potasio, sodio, selenio y magnesio, por lo que aconseja su consumo.

Sánchez Rodríguez alertó que en caso de que la ingesta de pescados y mariscos provoque vómito, diarrea, dolor abdominal o erupciones en la piel, es necesario acudir inmediatamente a la Unidad de Medicina Familiar que le corresponda o al servicio de urgencias del Seguro Social, para su atención inmediata.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *