3 de diciembre de 2020

Ciudad de México, 21 de noviembre 2020.- En su mensaje del primer día de la Cumbre Virtual de Líderes G20, el presidente Andrés Manuel López Obrador se refirió a la obligación del Estado de garantizar la salud, la importancia de mantener las libertades, evitar la desintegración familiar y activar el rescate económico empezando por los pobres.

 

Recordó que enfrentar la crisis sanitaria y la crisis económica nos ha dejado calamidades, pero también lecciones:

 

“La salud es un derecho humano fundamental que el Estado tiene que garantizar, haciendo a un lado el afán de lucro. La atención médica, las vacunas y las medicinas deben ser gratuitas y de aplicación universal, como lo establece la resolución de México aprobada en la ONU, casi por unanimidad, con 179 países a favor.”

 

En el décimo quinto encuentro de las y los dirigentes de las 20 economías más relevantes del mundo, que en esta ocasión tiene como objetivo superar la pandemia, así como recuperar el crecimiento y el empleo, el primer mandatario mexicano indicó que otra enseñanza radica en la prevención más que en la curación, por lo que se debe promover una alimentación saludable, ya que los más afectados por la pandemia son quienes padecen hipertensión, diabetes u obesidad, padecimientos que se originan por la mala alimentación y la ausencia de actividad física.

 

El jefe del Estado mexicano exhortó a considerar a la familia como la principal institución de seguridad social y no abandonar a las personas adultas mayores. Llamó a confiar más en la responsabilidad de la gente, garantizando en todo momento la libertad; privilegiar la razón, el convencimiento y abandonar la tentación de medidas autoritarias como el confinamiento excesivo o el toque de queda. Además:

 

“El rescate económico debe hacerse de abajo hacia arriba. Primero, ayudar a los pobres y no centrar las acciones gubernamentales sólo en destinar fondos públicos a empresas o a instituciones financieras en quiebra. No convertir las deudas privadas en deuda pública, evitar el endeudamiento, y menos aún si es en beneficio de pocos y a costa del sufrimiento de muchos y de las nuevas generaciones.”

 

El jefe del Ejecutivo federal participó en el encuentro desde la sala ‘Daniel Cabrera y los olvidados’ en Palacio Nacional, donde estuvo acompañado por los secretarios de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard Casaubon; Salud, Jorge Alcocer Varela; Economía, Graciela Márquez Colín; Hacienda y Crédito Público, Arturo Herrera Gutiérrez; así como por el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell Ramírez.

 

La Cumbre de Líderes G20 transcurre a través de videoconferencia debido a las condiciones sanitarias internacionales. Concluye mañana con la segunda sesión de diálogo entre los líderes. Al término se prevé la adopción de una declaración conjunta.

 

El G20 reúne economías desarrolladas y emergentes para facilitar la coordinación de políticas públicas y promover el crecimiento económico y la estabilidad. Se reúne a nivel de líderes desde 2008, con la presencia también de países invitados y organismos internacionales. La presidencia rotativa es ocupada este año por Arabia Saudita. El G20 aborda tanto temas económicos y financieros, como otros grandes retos globales. Todos sus acuerdos se adoptan por consenso.

 

El Gobierno de México reconoce el papel central de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para hacer frente a la pandemia, apoya el Acelerador del acceso a las herramientas contra la COVID-19 (ACT-A), y participa en el mecanismo de vacunas Covax. Asimismo, apoya el enfoque multisectorial «Una salud», que integra políticas públicas de salud humana, animal y ambiental para lograr mejores resultados de salud pública.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *