18 de junio de 2024
Trofeo Borg-Warner

Abril de 2024.– El Trofeo Borg-Warner, uno de los trofeos más icónicos de la historia del automovilismo, es lo que todo corredor de  las 500 Millas de Indianápolis desea encontrar en el círculo de la victoria. Encargado en 1935, fue diseñado por Robert J. Hill y Spaulding-Gorham, Inc. de Chicago. El trofeo fue presentado en una cena organizada por el entonces propietario del Indianapolis Motor Speedway (IMS), Eddie Rickenbacker, en 1936. En esa cena, el trofeo fue oficialmente declarado el premio anual para los ganadores de las 500 Millas de Indianápolis.

«Es realmente un honor para nuestra empresa proveer y cuidar uno de los trofeos más emblemáticos en el deporte, el Trofeo Borg-Warner», afirma Fred Lissalde, Presidente y CEO de BorgWarner Inc. «Los corredores que han ganado las 500 Millas de Indianápolis a menudo hablan de ganar su lugar en el Trofeo Borg-Warner como uno de sus mayores logros. Para cada uno de ellos ser parte de la historia y la historia del Trofeo Borg-Warner es gratificante».

 

Lo que (probablemente) no sabías del Trofeo BorgWarner

Diseñado en el estilo Art Deco, el trofeo está hecho de plata esterlina. Entre las características clave de diseño se incluyen las «alas» a cada lado del trofeo, que simbolizan la velocidad del vuelo y el banderillero en la parte superior del trofeo con la bandera a cuadros. La característica más notable del trofeo es el relieve de plata esterlina esculpido con la imagen del rostro de cada ganador de las 500 Millas de Indianápolis, permanentemente adherido al trofeo.

Hay un rostro especial de un ganador no relacionado con carreras fijado en el trofeo, Anton «Tony» Hulman, propietario del IMS de 1945 hasta su muerte en 1977, único rostro en el trofeo que está fundido en oro.

El trofeo original fue creado para acomodar a 70 ganadores de carreras. Desde 1984 se han agregado dos bases de plata esterlina para acomodar a los ganadores adicionales. El trofeo actual tiene espacio disponible para los ganadores de carreras hasta 2033.

El primer ganador en recibir el trofeo fue Louis Meyer, quien lo recibió después de ganar las 500 Millas de Indianápolis de 1936. Fue la tercera victoria de Meyer en las Indy 500, y es uno de los diez únicos pilotos en haber ganado la carrera al menos tres veces. El Trofeo BorgWarner se exhibe permanentemente en el Museo del Indianapolis Motor Speedway.

 

El Baby Borg

A lo largo de la historia de las 500 Millas de Indianápolis, se han entregado una variedad de recuerdos a los ganadores para reconocer su logro. Desde 1988, al ganador de la carrera se le ha otorgado una réplica única de la Copa Borg-Warner, el Trofeo del Campeón de BorgWarner, cariñosamente conocido como el Baby Borg.

El trofeo de plata esterlina mide 20 pulgadas de altura, pesa 5 libras y descansa sobre una base de madera lacada. La base está inscrita con el nombre del ganador, el nombre del equipo ganador, la velocidad promedio y el año de la victoria, e incluye una imagen de plata esterlina tridimensional esculpida a mano del ganador, una duplicado de la imagen adherida a la Copa Borg-Warner de tamaño completo.

BorgWarner estableció el trofeo del campeón  en 1988 para proporcionar al piloto un recuerdo personal de su victoria. El primer receptor del Trofeo del Campeón de BorgWarner fue Rick Mears, ganador de las 500 Millas de Indianápolis de 1988.

 

Trofeo del propietario del equipo campeón de BorgWarner

El propietario del equipo que gana Indianápolis 500 recibe el BorgWarner: Trofeo del propietario del Equipo. También una réplica del Trofeo BorgWarner, su banda de coches de carreras art-deco está acentuada en oro para simbolizar la importancia del equipo, reconocer el papel crucial del propietario del equipo y rendir homenaje al valor del trabajo en equipo en las carreras de automóviles y en el negocio automotriz.

El Trofeo del propietario del equipo campeón de BorgWarner se estableció en 1998, el año en que BorgWarner marcó su 70º aniversario como innovador pionero en la industria automotriz y renovó su compromiso con el liderazgo del producto como enfoque estratégico de su futuro.

El primer Trofeo del propietario del equipo Campeón de BorgWarner fue presentado en abril de 1998 a Fred Treadway, de Treadway Racing, para conmemorar la victoria en el Indianapolis 500 de 1997 del piloto Arie Luyendyk.

Deja una respuesta