18 de julio de 2024

Seguridad psicológica: la clave para que las organizaciones aseguren el éxito de los proyectos

En el acelerado mundo de la gestión de proyectos, la seguridad psicológica es fundamental para fomentar equipos de alto rendimiento.

seguridad psicológica

Ciudad de México, mayo de 2024. En el acelerado mundo de la gestión de proyectos, donde la innovación y la colaboración son las claves del éxito, la seguridad psicológica es fundamental para fomentar equipos de alto rendimiento.

Muchas de las organizaciones reconocen el inmenso valor de los empleados que se sienten capacitados para ofrecer ideas innovadoras, proponer cambios, desafiar normas y cuestionar enfoques y decisiones. Sin embargo, a pesar de esta comprensión, la seguridad psicológica a menudo ha sido relegada a una posición de menor importancia, tratada como una ocurrencia tardía en el gran esquema del desarrollo de los empleados.

En una encuesta reciente realizada por Project Management Institute (PMI) y PwC, surgió una estadística reveladora: apenas el 18% de las organizaciones promueven activamente la seguridad psicológica y la tolerancia al fracaso en el lugar de trabajo. Este notable hallazgo resalta una brecha significativa en la priorización de la seguridad psicológica dentro del mundo empresarial y puede tener consecuencias de gran alcance para el éxito del proyecto y el desempeño general de la organización.

La falta de una Oficina de Gestión de Proyectos (PMO) dedicada a promover activamente la seguridad psicológica pueden socavar sustancialmente la eficacia de los equipos de proyecto. Cuando los empleados no se sienten seguros para expresar sus preocupaciones, compartir sus ideas o admitir sus errores, se crea un ambiente de miedo y desconfianza. Además, la ausencia de seguridad psicológica puede tener un efecto dominó en toda la organización, erosionando las bases para una colaboración, comunicación y ejecución de proyectos efectivas.

«Mucho más que una mera unidad administrativa, la PMO es una potencia de creación de valor que reconoce la importancia primordial de fomentar un entorno psicológicamente seguro. En este entorno, no sólo se anima a los empleados a sobresalir en las tareas asignadas, sino que también se sienten capacitados para desafiar ideas tradicionales y explorar nuevos caminos innovadores que pueden ser fundamentales para liberar todo el potencial de un proyecto o incluso transformar toda la organización», comparte Ricardo Triana, Director General Regional Interino del Project Management Institute Latin America.

Al permitir una cultura de mejora continua, diálogo abierto y resolución creativa de problemas, la PMO cataliza iniciativas estratégicas, mitiga riesgos y, en última instancia, impulsa a la empresa hacia el éxito sostenible en un panorama empresarial en constante evolución.

Más allá de su función principal de estandarizar los procesos de gobernanza y facilitar el intercambio de recursos, metodologías, herramientas y técnicas, las PMO también deben estar atentas a la adopción de prácticas que contribuyan a su objetivo final: el éxito del proyecto.

En ese sentido, la encuesta de PMI y PwCDestaca tres aspectos clave que las oficinas de proyectos deben priorizar para mejorar la cultura de la organización y fomentar un entorno propicio para la ejecución y entrega exitosa del proyecto:

  • La necesidad de desestigmatizar el fracaso. En lugar de considerar el fracaso como un tabú, anime a los miembros del equipo a fracasar de manera inteligente, aprender de sus errores, discutirlos abiertamente y compartir las lecciones aprendidas con sus colegas.
  • La importancia de modelar las conductas deseadas. Los líderes deben predicar con el ejemplo, demostrando fiabilidad y humildad compartiendo abiertamente sus propias experiencias de fracaso y las valiosas lecciones que han aprendido de ellas.
  • Promover una cultura de hablar. Las oficinas de proyectos deben fomentar, responder y recompensar la notificación de problemas, errores y fracasos. Al crear un espacio seguro donde los miembros del equipo se sientan cómodos expresando sus preocupaciones y admitiendo sus errores, pueden identificar y abordar de manera proactiva los problemas potenciales antes de que se conviertan en crisis en toda regla.

«La seguridad psicológica es la piedra angular de una cultura organizacional próspera y un catalizador para ofrecer un valor excepcional. Al priorizar la seguridad psicológica, las organizaciones liberan todo el potencial de su capital humano, impulsan el compromiso, la creatividad y logran resultados notables. El poder de vivir sin miedo es la base sobre la que se construyen los proyectos exitosos y la clave para desbloquear el verdadero potencial de cada individuo dentro de la organización», concluyó Triana.

Deja una respuesta