24 de febrero de 2021

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) refuerza la capacitación para su personal de salud en el estado de Jalisco a través del Centro de Simulación para la Excelencia Clínica y Quirúrgica (CeSiECQ), y las obras proyectadas para concluir la Escuela de Enfermería en Guadalajara, lo cual propiciará una mejor atención médica en beneficio de más de cuatro millones de derechohabientes en la entidad.

 

De igual forma, el Instituto continúa con su estrategia de atención a la emergencia sanitaria, para lo cual se van a habilitar 26 camas en la Unidad Médica de Contención y Atención de COVID-19 anexo al Hospital General Regional (HGR) No. 110.

 

En gira de trabajo por Jalisco, el director general del IMSS, Maestro Zoé Robledo, inauguró con el gobernador Enrique Alfaro Ramírez el CeSiECQ en Guadalajara, el cual capacitará a 3 mil 140 alumnos.

 

Dicho Centro de Simulación cuenta con 103 simuladores, 48 con fragmentos anatómicos, 48 con fidelidad intermedia y siete de alta fidelidad.

 

Dispone de dos quirófanos gineco-obstétricos, sala de realidad virtual con 11 espacios, sala de simuladores virtuales y telecomunicación, cubículo de choque y área de hospitalización con tres espacios para pacientes adultos, tres para pacientes pediátricos y dos más para pacientes neonatales.

 

Por otra parte, durante la gira de trabajo Zoé Robledo supervisó el avance de obras de la Escuela de Enfermería Occidente, espacio que desde 2006 tuvo problemas en su construcción y nunca se terminó.

 

En este sentido, el director general del Seguro Social aseguró que “el IMSS es una gran escuela y así deben de ser también sus instalaciones”, y estas obras se retomarán en cuanto lo permita la pandemia por COVID-19, porque es un compromiso con el personal de enfermería.

 

En la Escuela de Enfermería Occidente se prevé impartir licenciaturas, maestrías, especialidades, diplomados y cursos postécnicos; contará con aulas, laboratorios, área de biblioteca, auditorio, talleres de práctica y laboratorios interactivos.

 

Otro de los puntos visitados por el director general del IMSS fue la Unidad Médica de Contención y Atención de COVID-19 anexo al Hospital General Regional (HGR) No. 110, donde se van a habilitar 26 camas hospitalarias.

 

Al respecto, Zoé Robledo afirmó que la atención médica contra la pandemia se basa en tres ejes: trabajar como un solo sistema de salud, mantener la política de cero rechazos y continuar el tratamiento de enfermedades no COVID.

 

Para reforzar su lucha contra esta enfermedad, el Instituto Mexicano del Seguro Social ha realizado una estrategia de reconversión hospitalaria, como los recientes casos del Hospital General de Zona con Medicina Familiar (HGZ/MF) No. 7 en Cuautla, Morelos, que dispone de 30 camas para atención de convalecientes; y el HGZ No. 36, de Pachuca, Hidalgo, que cuenta con 67 camas para atención a COVID-19.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Por si te lo perdiste