vie. Dic 13th, 2019

Honra ONU a sus héroes que perdieron la vida en operaciones de paz

El Secretario General de las Naciones Unidas rindió este viernes un sentido homenaje al millón de hombres y mujeres que han servido como personal de mantenimiento de la paz de la Organización desde su primera misión el año 1948.

Durante una ceremonia celebrada en la sede de las Naciones Unidas en Nueva York previa a la conmemoración del Día Internacional del Personal de Paz de la ONU, António Guterres recordó a los más de 3800 efectivos militares, policiales y civiles que fallecieron desde el despliegue de la primera de las 72 misiones de mantenimiento de paz de la Organización.

Guterres recordó que en las 14 misiones activas, los cascos azules “sirven heroicamente para preservar la paz y la estabilidad”, pero que también se enfrentan a serias amenazas en forma de ataques a las patrullas e instalaciones.

Pese a destacar que el número de fuerzas de mantenimiento de la paz fallecidas el año pasado -98- fue el más bajo de la última década, calificó la cifra de “inaceptable”. Además, señaló que las misiones en Mali, Sudán del Sur, la República Centroafricana, el Líbano y la República Democrática del Congo se encuentran “entre las más peligrosas a las que jamás hayamos emprendido”.

El titular de la ONU expresó su gratitud a los 100.000 efectivos desplegados en misiones de paz alrededor del mundo y agradeció el esfuerzo de todas las naciones por sus contribuciones a la causa.

“Procedentes de más de 120 países, el servicio y el sacrificio de nuestro personal de mantenimiento de la paz, así como su valor y compasión, son la mejor muestra de las Naciones Unidas”, dijo.

Sin embargo, indicó que es necesario un mayor apoyo para limitar sus carencias.

“Nuestro personal de mantenimiento de la paz necesita mejor capacitación y mejor equipamiento, y sus mandatos deben ser realistas y contar con el apoyo de los recursos adecuados y voluntad política”, añadió.

ONU/Eskinder Debebe
El Secretario General de las Naciones Unidas, António Guterres (d), consuela a Lachel Chitete Mwenechanya, la viuda del soldado Chancy Chitete, un exmiembro de las fuerzas de mantenimiento de la paz de las Naciones Unidas de Malawi.

Homenaje al soldado Chancy Chitete

Mas tarde, Guterres asistió a la ceremonia de entrega de la “Medalla Capitán Diagne al Valor Excepcional” que fue concedida a título póstumo al soldado de Malawi, Chancy Chitete.

“El mundo no cuenta con muchos héroes de verdad. Pero el difunto soldado Chancy Chitete, de Malawi, fue uno de ellos y lamentablemente lo perdimos el año pasado”, elogió el Secretario General.

Chitete falleció el pasado mes de noviembre cuando formaba parte de una operación de apoyo a la Misión de Estabilización de las Naciones Unidas en la República Democrática del Congo (MONUSCO).

El personal de mantenimiento de la paz de Tanzania y Malawi, del que formaba parte Chitete, se vio envuelto en un intenso tiroteo mientras realizaba un operativo para detener los ataques de un grupo armado, las Fuerzas Democráticas Aliadas, que estaba interrumpiendo la respuesta del Ébola.

Durante el transcurso de la operación, el soldado Chitete y su unidad lograron mantener su posición y proporcionaron fuego de cobertura a las personas que estaban en peligro, permitiendo su traslado a un lugar seguro.

Previamente a su retirada, Chitete vio a un soldado tanzano gravemente herido, el cabo Ali Khamis Omary, que permanecía en el suelo mientras se acercaban las fuerzas opositoras.

“El soldado Chitete sabía que tenía que actuar o su camarada moriría. Mientras volaban las balas, arrastró al cabo Omary de vuelta a un área más protegida. Mientras le protegía y administraba los primeros auxilios, el soldado Chitete fue alcanzado por fuego enemigo. Ambos lograron ser evacuados para recibir tratamiento médico. El cabo Omary sobrevivió.  El soldado Chitete, no”.

Guterres alabó el heroísmo y el sacrificio del soldado malauí que sirvió para que las fuerzas de mantenimiento de la paz lograran su objetivo.

“Salvó a sus compañeros y ayudó a la ONU a proteger a los más vulnerables. Marcó la diferencia de manera profunda”, destacó.

El Secretario General entregó el galardón a la viuda de Chitete, quien asistió al evento.

Posteriormente, Guterres asistió al acto de entrega de las Medallas Dag Hammarskjöld a 119 militares, policías, funcionarios, personal nacional y voluntarios de las Naciones Unidas que perdieron la vida al servicio de las Naciones Unidas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *